Seguí el blog por mail

miércoles, 30 de noviembre de 2011

ALPARGATAS SÍ, LIBROS TAMBIÉN: "Libertad bajo palabra", por María Silvia Schteimberg


Hay un criterio musical que se acentúa en  la palabra según nuestros estados de ánimo y sensaciones. A veces comunica, lía, ensordece momentos y socava pensamientos, atesora disfraces mágicos y emprende fugas hacia lugares recónditos.
Cuando un puñado de imágenes permanece, se ahoga la  espera, se traduce cada cosa que se toca, mira o  respira, cada grito atascado en una entraña casi oculta
Desnuda en versos universales mi corazón advierte las campanadas de un silencio anterior.
Cada eslabón poético es un centímetro más de piel que imana y emana dolores y  aspira al tiempo.
En esa misma palabra  no encuentro tu mirada ojival noctambulando en el cielo preñado de estrellas fugaces,  ni mi tristeza contínua,  múltiplo común de tantas noches…
De vez en cuando te nombro, escurridiza desde mi faro, como regalando las semillas que mis puños apretados guardan; y vos, sin advertir  mi grito atascado que rumbea con la brisa trenzadora de cabellos.
Tan solo una; que calme la quemazón de mis lágrimas surcando la pecosa playa de mi rostro…
Y en esa palabra…y en otras tantas, la lluvia aplaste el miriñaque de la luna y su resplandor de mayólicas blancas, en tus pupilas que se delatan cuando  proyectan su sombra contra la pared, inundando mi ser, de utópicas melodías.

María Silvia Scheimberg

5 comentarios:

marcela dijo...

de vez en cuando yo tambien lo nombro....y la playa pecosa de mi rostro al igual que la tuya sigue inundandose con lagrimas dulces....

Santi dijo...

...mi primuchi, la briza trenzadora de sonrisas. Que bueno que es tenerte Rusitamía!

Erasmo dijo...

La pobreza de mi alma, se nutre victoriosa, en el néctar adictivo de tu escritura, Rusa Querida!

Anónimo dijo...

muy bueno Mariam felicitaciones, Carlos

Anónimo dijo...

realmente un buen escrito atado a los sentimientos mas profundos,Leonor